Uno de los días que más reluce el sol en Sevilla, es la Solemnidad de la Asunción de la Virgen María, convertida en uno de los dogmas de Fe de la Iglesia Católica más importantes que se celebra en España. Desde poco más tarde de la medianoche los primeros devotos comenzaron a hacer una acampada frente a la Puerta de Palos por donde horas más tarde saldría el cortejo. Así durante toda la noche, la provincia entera se puso en camino hacia la Santa Iglesia Catedral desde localidades como Umbrete, Mairena, Guillena, Espartinas...

Aquí en la ciudad, desde las 07:00 horas de la mañana el ir y venir de personas no era el habitual en un día no laborable para muchos trabajadores. Se podían ver familias enteras con niños en muy temprana edad saliendo de sus casas vestidos con sus mejores galas para el acontecimiento. También los más mayores se unían con sus plegarias en las misas que se celebraban antes de la Procesión Triunfal.

Como un reloj suizo, a las 8 en punto, junto con las campanas de la Catedral la imagen asomaba por el dintel de la puerta cuando ya el cielo tenia el color azul intenso que le daban los primeros rayos de Sol. Un recorrido que continúa estando vallado que impide al público estar más cerca de la venerada imagen. Cabe destacar la actuación de la Banda Municipal de Sevilla realizando un homenaje al recientemente fallecido maestro Don Pedro Morales y la introducción de marchas de los nuevos compositores emergentes en la actualidad como Antonio Moreno Pozo y Juan Jesús Espinosa de los Monteros.

Un pequeño incidente a la altura del Archivo de Indias, relacionado con una señora mayor que fue atendida por el 061, hizo que el paso quedase parado durante varios minutos que al final no hicieron retrasar la entrada de la Patrona a las 9:30 horas. Una procesión que consigue volver a repoblar Sevilla en épocas donde las altas temperaturas hacen difícil la estancia en la ciudad, una procesión que renueva devoción pero se queda corta  para muchos sevillanos.

Fotografías: Víctor Manuel Cascales Vallejo / @victorm_cv

Regina Regum


Uno de los días que más reluce el sol en Sevilla, es la Solemnidad de la Asunción de la Virgen María, convertida en uno de los dogmas de Fe de la Iglesia Católica más importantes que se celebra en España. Desde poco más tarde de la medianoche los primeros devotos comenzaron a hacer una acampada frente a la Puerta de Palos por donde horas más tarde saldría el cortejo. Así durante toda la noche, la provincia entera se puso en camino hacia la Santa Iglesia Catedral desde localidades como Umbrete, Mairena, Guillena, Espartinas...

Aquí en la ciudad, desde las 07:00 horas de la mañana el ir y venir de personas no era el habitual en un día no laborable para muchos trabajadores. Se podían ver familias enteras con niños en muy temprana edad saliendo de sus casas vestidos con sus mejores galas para el acontecimiento. También los más mayores se unían con sus plegarias en las misas que se celebraban antes de la Procesión Triunfal.

Como un reloj suizo, a las 8 en punto, junto con las campanas de la Catedral la imagen asomaba por el dintel de la puerta cuando ya el cielo tenia el color azul intenso que le daban los primeros rayos de Sol. Un recorrido que continúa estando vallado que impide al público estar más cerca de la venerada imagen. Cabe destacar la actuación de la Banda Municipal de Sevilla realizando un homenaje al recientemente fallecido maestro Don Pedro Morales y la introducción de marchas de los nuevos compositores emergentes en la actualidad como Antonio Moreno Pozo y Juan Jesús Espinosa de los Monteros.

Un pequeño incidente a la altura del Archivo de Indias, relacionado con una señora mayor que fue atendida por el 061, hizo que el paso quedase parado durante varios minutos que al final no hicieron retrasar la entrada de la Patrona a las 9:30 horas. Una procesión que consigue volver a repoblar Sevilla en épocas donde las altas temperaturas hacen difícil la estancia en la ciudad, una procesión que renueva devoción pero se queda corta  para muchos sevillanos.

Fotografías: Víctor Manuel Cascales Vallejo / @victorm_cv